Inicio Sociales Llegó el “Bondi” a Parque Alegre
Llegó el “Bondi” a Parque Alegre PDF Imprimir Correo
Escrito por Actualidad   
Miércoles, 11 de Julio de 2018 01:16

Rincón de Milberg. Tal como informábamos en la edición de mayo, referido a la promesa del Municipio en gestionar con una empresa de transporte para que el servicio llegase al barrio, se cumplió el lunes 9 de julio. Una unidad de la Empresa 720 arribó al mediodía, y con pasajeros, traía al Intendente Julio Zamora, funcionarios municipales, concejales y directivos de la empresa. En septiembre comenzarían las obras para la red de agua potable.

 

El lunes patrio, 9 de julio, en la esquina de las calles Ugarte y Exaltación de la Cruz, barrio Parque Alegre, Rincón de Milberg, la ansiedad tenía inquietos a los vecinos, pues aguardaban la llegada del primer colectivo al barrio. Minutos después de la hora anunciada, llegó una unidad de la Línea 720 con muchos pasajeros: el Intendente de Tigre Julio Zamora, su señora y concejal Gisela, Alejandra Nardi, presidente del HCD, funcionarios y directivos de la empresa de transporte.

Luego de los abrazos, Zamora dialogó con los vecinos y recibió como era lógico, pues era su primera visita al barrio, una serie de reclamos, pero fácil de resolver seguramente para el delegado regional Jorge Santoro.

“Desde lo profundo de Tigre, aquí en Parque Alegre, con los vecinos, cumplimos un sueño que tiene que ver con mejoras que el barrio esperaba desde hace mucho tiempo, el asfalto, la llegada del transporte público, la iluminación, y todas las cuestiones pendientes que faltan. Hay muchos barrios de Tigre que necesitan todavía del Estado”, declaró Zamora rodeado de lugareños para anunciarles otra sorpresa, la más deseada, el servicio de agua potable.

“En el mes de septiembre van a comenzar las obras para que los vecinos tengan agua potable – con fondos municipales – en un barrio donde aún se los asiste con camiones. Haremos el muelle nuevo para todos aquellos chicos que estudian en la isla y otros servicios que tiene que ver con lo cotidiano, como ser la presencia de zoonosis, el paso definitivo del camión recolector de residuos con la necesidad que pase todos los días. Necesitaremos el compromiso de todos, habrá que trabajar en conjunto, entre vecinos y municipio, para escuchar y resolver lo que se produzca día a día”, adelantó Zamora.

El jefe comunal dijo sentirse apenado por haber firmado un convenio hace dos años atrás con el Estado nacional para que se lleven adelante las obras de cloacas y agua potable en Tigre, sin que nada de esto se concrete. “A casi dos años y medio del convenio, lamento que no se haya hecho un metro de cloacas en Tigre. Me parece además de discriminatorio, muy poco serio el presidente de la Nación de firmar convenios y después no cumplirlos”.

En cuanto al transporte en el barrio, tiene una finalidad más social que económica para la empresa. “Valoro la actitud de la empresa que accedió a poner este servicio, y que los vecinos no tengan que caminar quince cuadras hasta la ruta. Es un pasito más para que los vecinos progresen”, dijo Zamora.

“Este es un barrio con vecinos de trabajo, con familias que quieren mejorar sus vidas y hace años que vienen reclamando muchas necesidades. Por suerte, gracias a la gestión del intendente Zamora, el año pasado se pudo hacer el asfalto y pronto vendrá el agua potable”, señaló Alejandra Nardi.

Los vecinos también hablaron, como es el caso de Alejandro, lugareño desde hace 17 años. “Es la primera ves que veo un progreso tan grande, los que venían, nos mentían, hoy no, no mienten, se ve el progreso y con el intendente vamos a conseguir todo”. Matías agregó: “Estoy muy agradecido a Daniel (Chiliutti), al intendente y al delegado porque cumplieron lo que prometieron en poco tiempo. Hace 30 años que está este barrio y nunca se ha hecho nada”; por último Débora añadió: “Agradezco a Zamora, Santoro y Chiliutti. Yo junté las firmas de todos los vecinos y tuve que aguantar todas las quejas, pero todo salió bien”.

Hernán Alberto Palacios, directivo de MOTSA, informó que el servicio en principio será de cuatro ingresos al barrio: “7 de la mañana, a las 12, 18,30 y 20,30 horas. En función de la demanda iremos viendo otros horarios”, y aclaró: “Este es un servicio pedido por el municipio por necesidad de los vecinos, no es productivo, la idea es acompañar el crecimiento y cubrir las necesidades de la gente”.